nocopias

domingo, 18 de octubre de 2015

CIUDADES SUBTERRÁNEAS EN MARTE, SEGÚN NICOLA TESLA.08-03-2015






CIUDADES SUBTERRÁNEAS EN MARTE, SEGÚN NICOLA TESLA.


Compartiendo – CIUDADES SUBTERRÁNEAS EN MARTE, SEGÚN NICOLA TESLA.

Tesla, fue un lector del libro akáshico, del que extrajo grandes ideas y descubrimientos, muy de acuerdo a sus propias capacidades e intuiciones.

Pero como todo humano, algunas cosas se nos escapan o nos es muy difícil describir e interpretar, de allí cosas que le quedaron inconclusas, por estar muy por arriba de su tiempo y de sus posibilidades.

Lo que es más intrigante son las comunicaciones que dijo recibir de seres extraterrestres.

En un folleto titulado, The Truth About Mars (La Verdad Acerca de Marte), escrito en 1956, el autor, Ernest L. Norman afirmó haber contactado a los habitantes del planeta Marte.

En su folleto, Norman afirma que el pasó una hora cada tarde en meditación, y que debido a sus meditaciones, el fue contactado en febrero de 1955 por un hombre de Marte.

Después de presentarse como Nur El, rápidamente explicó que era del planeta Marte, y que si yo lo desease, podría ir allá con el, a su ciudad (en vuelo astral) y que el sería mi guía personal. .

El explicó que su gente estaba muy deseosa de aclarar algunos de los supuestos misterios de Marte.

Nuestro viaje allá es una cuestión de fracciones de segundos, pues no se utilice ni se necesita una nave. .

Llegando a la superficie de Marte, de repente tomé conciencia del terreno extremadamente rugoso, colinas rocosas y planicies arenosas que se extienden sin fin nuestro alrededor.

Nur El explica que la ionosfera es muy delgada, lo cual deja la superficie casi desprotegida de los varios rayos beta, gamma y cósmicos.

Esta alta concentración de rayos ionizan toda la muy enrarecida y gaseosa atmósfera, y junto con ciertas corrientes termales, crean fabulosas tormentas de polvo.

También hay una capa de polvo muy finamente dividida en la ionosfera, lo cual ayuda a crear la apariencia rojiza del planeta.

También hay un número de volcanes, tres de los cuales son de un tamaño exageradamente muy importante.

También se explicó que ya que Marte tiene solamente siete grados en la inclinación de su eje, no hay mucho cambio estacional.

El agua es muy escasa en este planeta árido; la mayor parte de las precipitaciones caen como nieve en los polos.

(En este punto habla de vegetación escasa, cosa que desentona con lo visto casi cincuenta años después).

Norman continúa su historia diciendo:

En Marte las ciudades son todas subterráneas y están interconectadas por enormes tubos ovales de metal, de trescientos a quinientos pies de diámetro.

Son estos tubos los que han confundido a los astrónomos en la tierra.

Algunos creen que son canales ya sea de diseño inteligente, o usando características naturales para transportar la escasa agua a través del planeta. Nada de eso.

Las arenas cambiantes del desierto a menudo los cubren y descubren, lo cual conduce a una confusión adicional, puesto que parecen aparecer y desaparecer.

La gente de Marte son más pequeños que aquellos en la tierra, de un promedio de cuatro pies seis pulgadas en altura.

Ellos son de apariencia algo mongol. Los marcianos originalmente emigraron a Marte en una nave espacial desde un planeta moribundo, hace millones de años.

Ellos también vinieron a esta tierra y comenzaron una colonia, pero la encontraron impráctica de mantener.

También fue explicado por Nur El que esta colonia se convirtió en nuestra raza china a través de la evolución del tiempo.

Los marcianos le explicaron a Norman que hace más de 3.000.000 años Marte era muy parecido a la Tierra.

Había aire, agua y una abundancia de vida de plantas y pocos animales.

En aquel momento, a través de su ciencia oculta y también con sus telescopios superiores, ellos vieron, en alguna parte afuera en el espacio, que tuvo lugar un cataclismo.

Un sol gigante se incendió como una nova y luego explotó. Grandes pedazos salieron disparados hacia fuera del especio en diferentes direcciones.

Cada pedazo era un “sol atómicamente ardiente, más pequeño, blanco-caliente.

Fue determinado, en base a cálculos, que uno de esos pedazos ardientes pasaría muy cerca de nuestro sistema solar.

Los marcianos tenían una opción: quedarse en Marte o emigrar a otro planeta muy lejos de este sistema solar.

Después de una búsqueda, encontraron que no había otro planeta disponible que sería adecuado.

Así, se decidió una alternativa. Ellos podrían construir ciudades subterráneas.

Después de que el cataclismo golpeara el sistema solar, Marte quedó diezmado y quemado.

La tierra también sufrió, hubo grandes terremotos y olas gigantes, al cambiarse drásticamente la órbita terrestre y su eje.

La historia de Ernest Norman, mientras que es similar a otros escritos esotéricos de ese tiempo, es interesante por sus observaciones de las condiciones climáticas de Marte que no eran conocidas por los científicos en los años cincuenta.

Su afirmación referente a volcanes sobre Marte fue verdaderamente profética, considerando que en el tiempo en que su folleto fue escrito, Marte no era considerado haber sido sísmicamente activo.

Con los avances de cohetes modernos, Marte se volvió uno de los primeros planetas en recibir la atención de las pruebas espaciales enviadas de la Tierra. Aunque Marte no ha sido un planeta fácil de alcanzar.

En noviembre de 1962, los soviéticos lanzaron una sonda a Marte, llamada Marte 1, la cual iba a un encuentro con el planeta en junio de 1963.

Sin embargo, solo 10 semanas antes del encuentro programado, los soviéticos perdieron contacto con la nave.

Tres años más tarde, los soviéticos enviaron otra sonda llamada Zond 2, la cual fue programada para volar cerca de Marte.

Esta sonda también perdió contacto con la tierra en abril de 1965.

En 1969, los Estados Unidos envió la sonde Mariner 7 al planeta rojo.

En 1970 la sonda perdió comunicación por radio con la Tierra, comenzó a perder su control, se le murió la batería y la velocidad de la nave se incrementó.

Misteriosamente, unas pocas horas más tarde, el Mariner 7 repentinamente cesó de dar tumbos, la comunicación de radio fue restaurada y la velocidad de a nave especial regresó a lo normal, a pesar del hecho que su sistema de cohete era inoperante.

Científicos nerviosos comenzaron a hacer chistes acerca del “Gran Necrófago Galáctico” esperando que volara cerca alguna nave especial.

El término Gran Necrófago Galáctico fue nombrado por la revista Time por el corresponsal Donald Neff siguiendo los extraños eventos rodeando el vuelo del Mariner 7.

La leyenda del Gran Necrófago Galáctico es como la leyenda del Triángulo de las Bermudas, comentó John Casani del Laboratorio de Propulsión Jet.

Los soviéticos también continuaron perdiendo sondas marcianas. El 12 de Julio de 1988, la USSR lanzó el Phobos II, un satélite no tripulado a Marte.

Arribó en enero de 1989 y entró en una órbita alrededor de Marte como la primera fase hacia su destino real, la pequeña luna marciana llamada Phobos.

El 12 de julio de 1989, un objeto elíptico fue detectado moviéndose hacia el satélite (Un Ovni), segundos antes que perdiera comunicación con la Tierra.

Todo indicaba que el objeto elíptico posiblemente había atacado el satélite, el cual estaba ahora muerto y dejado dando vueltas fuera de control.

El 28 de marzo de 1989, Tass, la Agencia Oficial Soviética, decía:

“Phobos II falló en comunicarse con la Tierra como fue programado después de completar y operar alrededor de la luna marciana, Phobos.

Los científicos en el control de la misión no pudieron establecer un contacto estable de radio.”

El día siguiente, un alto oficial de la Agencia Espacial Soviética (Glavkosmos) dijo:

“Phobos II está perdido para siempre, en un 99%.”

El 31 de marzo de 1989, titulares enviados por los corresponsales de Moscú de la Agencia Europea de Noticias (EFE) declararon:

“Phobos II capturó extrañas fotos en Marte antes de perder contacto con la base. Vremya reveló ayer que la sonde especial, Phobos II, la cual estaba orbitando sobre Marte cuando los científicos soviéticos perdieron contacto con ella el lunes, han fotografiado UN OBJETO NO IDENTIFICADO en la superficie marciana segundos antes de perder contacto.”

Los científicos describieron el objeto no identificado como una delgada elipse de 20 kilómetros de largo.

Se indicó que las fotos no podían ser una ilusión, porque se fue capturado por dos cámaras a color diferentes, así como por cámaras tomando fotos infrarrojas.

Un regulador en el centro de control de Kaliningrad concluyó que la sonda estaba ahora girando fuera de control.

Pareciera que algo golpeó o le disparó a la sonda Phobos II rompiendo uno de los motores de estabilización.

El 19 de octubre de 1989, en la revista Naturaleza, científicos soviéticos concluyeron lo mismo, que la nave podría estar girando porque fue impactada por algún objeto desconocido.

Recientes tentativas de alcanzar Marte también se han encontrados con misteriosas y frustrantes fallas.

El 23 de septiembre de 1999, nueve meses de vuelo espacial hacia Marte terminó en desastre, cuando fue destruido el primer satélite interplanetario de la NASA.

Se cree que el orbitador de clima marciano entró a la atmósfera de Marte a un ángulo demasiado escarpado y se rompió o se quemó en la atmósfera.

El orbitador de 1,387 libras que se creía que había llegado 37 millas dentro de la superficie de Marte.

El encargado del proyecto, Richard Cook del laboratorio de propulsión a chorro de la NAS, dijo:

Creemos que la nave entró a una altitud mas baja de lo que predijimos.

Diez semanas más tarde, temprano en diciembre, el Aterrizador Polar Marciano y sus dos sondas desmontables, misteriosamente desapareció después de que se creyó que era una misión perfecta. La comunicación final del Aterrizador Polar de Marte, antes de aterrizar, indicó que estaba en curso y funcionando bien.

La nave espacial puso su antena lejos de la Tierra 12 minutos antes de aterrizar para orientarse para entrar en la atmósfera marciana.

Sus últimas señales de radio llegaron a la Tierra 14 minutos más tarde, a las 3:03 P.m. ET. .

La sonda de 165 millones de dólares de la NASA estaba diseñada a rebanarse a través de la delgada atmósfera de Marte, a un ángulo de 12.25 grades, el margen de error era solo medio grado, separado de su escudo de calor, desplegó un paracaídas y encendió una docena de estocadas antes de aterrizar – todo son contacto radial con la Tierra.

Después de aterrizar, el lander debía haber desplegado sus paneles solares y desplegado su antena, y unos pocos minutos más tarde, envió un mensaje por radio a la Tierra. También silenciosas eran las dos microsondas electrónicas del Deep Space 2 del tamaño de una bola de baloncesto que volaban junto con el lander.

Las microsondas electrónicas iban a caer de golpe en el planeta a 400 millas por hora al descender la nave principal, su caída sin ser interrumpida por paracaídas o empujadores.

Los controladores de la NASA no recibieron ninguna señal de las dos microsondas durante las oportunidades de contacto. .

Hasta este día nada se ha sabido del Aterrizador Polar o sus sondas separadas. Mientras la NASA fue acusada de cubrir reportes tempranos que la misión Marte estaba condenada desde el principio debido a errores humanos – el último destino del Aterrizador Polar está envuelto en misterio. .

Es casi como si alguien o algo está deliberadamente tratando de parar nuestras pruebas espaciales de que lleguen a Marte. Este panorama en la superficie parece absurdo, pero ¿lo será realmente? .

Civilizaciones En Marte. .

En 1959 una nave marciana aterrizó en desierto fuera de Moscú en la Unión Soviética, donde se había arreglado una reunión secreta con el Premier Soviético Nikita Kruschew.

La conferencia implicaba mejorar las relaciones con la Tierra, intercambiar conocimiento y asegurando la paz planetaria e interplanetaria, sin embargo el gobierno soviético rechazó los términos.

Este reporte se originó del Sargento Willard Wannall, antes de la Inteligencia del Ejército, quien investigó OVNIs en Hawai mientras estaba con los militares en los años cincuenta. .

El 24 de abril de 1964, un objeto volador metálico en forma oval aterrizó en un campo de una granja en el Valle de Newark en el Estado de Nueva York, y dos seres extraterrestres salieron de la nave que fue estimada a ser de unos 20 pies de largo.

El granjero, Gary Wilcox manejó su tractor hacia el claramente visible objeto en un día claro y soleado. El granjero pateó el objeto metálico para asegurarse que era real.

Los dos ocupantes eran de unos cuatro pies de estatura, y llevaban una bandeja cuadrada llena de diferentes vegetales que habían recolectado de esta granja.

Wilcox reportó que cuando confrontó a los seres robándose sus cosechas, dijo:

“No te alarmes, ya hemos hablado antes con personas.”

Gary describió las voces como muy extrañas. Ellos vestían ropas ajustadas de una sola pieza con apariencia metálica, sin costuras o bolsillos.

El no pudo ver ni sus manos ni sus pies. Ni pudo ver sus caras debajo de los trajes enteros espaciales, los cuales Wilcox especuló que estaban protegiendo a los alienígenas de los venenos en la atmósfera terrestre. .

Al volverse Wilcox inquisitivo, uno de ellos indicó:

“Somos de donde ustedes conocen como planeta Marte. Solamente podemos venir a la Tierra cada dos años,” y dejaron una advertencia que la gente de la Tierra debería permanecer fuera del espacio.

Ellos dijeron que estaban estudiando los materiales orgánicos en la Tierra por la estructura rocosa de Marte, y que no volaban cerca de ciudades porque evitaban la contaminación del aire.

Wilcox les dio a los seres una bolsa con fertilizante e intercambió información acerca de agricultura y los intentos de la humanidad en el vuelo espacial.

Wilcox fue más tarde investigado por un psiquiatra y por el departamento del alguacil, quienes lo encontraron ser una persona normal, veraz, sin evidentes problemas emocionales.

En febrero de 1972, la diplomática de las Naciones Unidas, Farida Iskiovet, quien investigó OVNIS y contactos ocupantes para el presidente de la Asamblea General reveló que ella había sido contactada por una nave que había aterrizado, del planeta Marte.

El reportado contacto tuvo lugar en el Desierto de Mojave, en California en 1971, e hizo los titulares del periódico más importante de Arizona en el diario Arizona Republic.

Esta historia también hizo titulares en el periódico San Clemente Sun-Post, en un artículo escrito por Fred Swegles.

Farida declaró que los extraterrestres ofrecieron admitir un embajador a su confederación interplanetaria en este sistema solar, en intercambio de un embajador extraterrestre a la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Supuestamente, este fue un intento de re-establecer relaciones diplomáticas con la Tierra y otros planetas que habían sido suspendidos en tiempos ancestrales, debido a hostilidad en la Tierra.

Sin embargo, los términos de este arreglo de paz no eran aceptables para el Concilio de Seguridad, y el intercambio fue supuestamente rechazado en una reunión secreta. .

Tesla puede haber sido el primero en escuchar extrañas transmisiones de radio del espacio, pero el ciertamente no fue el último.

Algunos de los astrónomos principales han revelado que ellos habían recogido más de 100 señales inexplicadas de radio durante la vigilancia rutinaria del espacio. .

Estos débiles y puros tonos no tienen origen natural y pudieran haber sido creados artificialmente, dijeron los científicos.

Ellos no descartan la asombrosa posibilidad que este extraño tráfico de radio pueda tener orígenes extraterrestres.

La mayor parte de las señales han sido recogidas por radio telescopios estadounidenses, manejados por el SETI, el Instituto para la búsqueda de Inteligencia Extraterrestre en Mountain View, California, instalada en 1988 para estudiar la radio estática en el espacio y explorarlo buscando material que pudiera ser evidencia de contacto extraterrestre. .

Algunos pocos también haber sido registrados por astrónomos británicos estudiando estrellas y galaxias con el telescopio Lovell en Jodrell Bank, cerca de Macclesfield en Cheshire.

“Es tentador hacer hipótesis que por lo menos algunas de estas seductivas señales fueron verdaderamente de ET, y que se desaparecieron del éter cuando los extraterrestres apagaron sus transmisores, o de otra manera se salieron del aire antes que pudiéramos verificar el mensaje,” dijo el Dr. Seth Shostak, científico de los programas públicos de SETI.

Alternativamente, dijo, era posible que fueran simplemente el producto de alguna clase de interferencia local que no se repitió cuando los astrónomos trataron de relocalizar las señales. .

SETI, que fue formado por científicos incluyendo a Carl Sagan y recibiendo fondos de la NASA hasta 1993, según se informa, todavía tiene que descubrir cualquier patrón de radio claro, repetido que pueda hacer alusión a la existencia de inteligencia extraterrestre en el universo. .

Las cortas, indistintas señales no son consideradas buena evidencia de ET.

Como siempre digo, la mayoría de las razas aliens, no usan las frecuencias por lentas. Si viajan con hiperluminosidad, no encuentran en este medio algo idóneo.

“Si usted pudiera escuchar la señal a la frecuencia que es recibida, sonaría como un débil silbido, un tono puro que solo podría ser hecho por un transmisor.

Hasta donde sabemos, la naturaleza no puede hacer un sonido puro,” dijo Shostak.

Cada vez que es detectada una de estas señales por un radio telescopio, una alarma alerta a los astrónomos SETI, quienes trabajan alrededor del reloj.

Ninguno ha sido todavía apuntado o registrado una segunda vez, así que los científicos han sido negados la oportunidad de hacer un estudio de su fuente o composición.

“Estoy segura que hay señales que han venido e ido que no pudimos llegar al fondo de ellas.

Eso por no decir que pequeños hombres verdes están tratando de comunicarse con nosotros, pero solamente no lo sabemos,” dijo el Dr. Tom Muxlow, un astrónomo en el observatorio británico de radio astronomía.

El destacó que Jodrell Bank ha recogido cerca de seis señales rudimentarias.

La posibilidad que las señales tengan orígenes extraterrestres no pueden ser ignoradas, según el laureado con el premio Nobel, Tony Hewish, profesor emérito de radio astronomía en la Universidad de Cambridge.

En 1967, Hewish y Jocelyn Bell, un estudiante, creía que había encontrado evidencia de un primer contacto alienígena cuando ellos detectaron unas pulsaciones regulares de señales de radio, viniendo de una estrella distante.

“Todo tenía un aire de irrealidad acerca de el, pero durante un mes nosotros pensamos que era posible que las señales estuviesen viniendo de vida inteligente en otro planeta.

Cuando los radio astrónomos recogen señales que son muy peculiares, las toman con un gran pincho de sal, pero no se puede quitar esa posibilidad,” dijo Hewish.

En vez de esto, ellos han encontrado un pulsar, una estrella de neutrones, un descubrimiento por el cual Hewish ganó el premio Nobel en 1974.

No encontraron certezas extraterrestres, pero agrandaron el espacio de la ciencia.

Estas interesantísimas líneas, un compendio de relatos antológicos del espacio, reunidos

con el nombre “de las hojas perdidas del Diario Personal de Nicolás Tesla”. Tan interesantes

como todas las frases, y documentos que de el se conservan.

http://despiertaalfuturo.blogspot.com.es/

Fuente:
https://universoparalelo14.wordpress.com/2015/03/05/
ciudades-subterraneas-en-marte-segun-nicola-tesla/

WebSite : La verdad 2.0                                                                                                                                                           




1 comentario:

  1. ¿Que le importará a ud quien se lleve el mérito de todo lo escrito aquí?
    El motivo de la información es ser difundida, no atraer dádivas. ¿Acaso le pagan por hacer esto?

    Va a llegar un día en el que nadie nos recuerde.

    ResponderEliminar