nocopias

miércoles, 20 de enero de 2016

CON VÍDEO*IMPORTANCIA DE LA GLÁNDULA PINEAL Y COMO DESINTOXICARLA


IMPORTANCIA DE LA GLÁNDULA PINEAL Y COMO DESINTOXICARLA

Con escasos 5-8 milímetros de tamaño, la glándula pineal es un misterioso epicentro de la anatomía humana...


Ubicada entre los hemisferios cerebrales, junto al tercer ventrículo (digamos que un par de centímetros arriba de tu entrecejo, y a la mitad del camino entre tu frente y tu nuca), se encarga de liberar, entre otras funciones, la hormona conocida como melatonina. Además, tiene propiedades ‘foto-sensibles’ –utiliza la luz solar para inducir variaciones anímicas–, por lo que es fundamental en la regulación de nuestros biorritmos.
Aparentemente existen alusiones milenarias a este diminuto órgano. Algunos afirman que se trata del ‘tercer ojo’ o la “ventana de Brahma”, referidas constantemente en el hinduismo, o el “ojo de Horus” entre los antiguos egipcios. También podría estar presente en diferentes pasajes bíblicos, por ejemplo en: “Así que Jacobo llamó aquel lugar Peniel, y dijo ‘es porque pude ver a Dios, cara a cara” (Génesis 30:32). En el siglo XVII, Descartes le asignó el sobrenombre del “asiento del alma” y según este dualista, la glándula pineal representaba el punto de unión entre el cuerpo y la mente.
La glándula pineal produce un compuesto llamado DMT Dimity triptamina, el alucinógeno más potente conocido hasta ahora. El DMT es responsable de la visualización de imágenes en estado de sueño, es tan potente que puede llevar la consciencia del hombre a través de viajes en el tiempo y las dimensiones. En el estado inmediato antes de la muerte, se produce gran cantidad de DMT, por eso se le atribuye la capacidad de ingresar la consciencia en dimensiones superiores observando seres desencarnados y ángeles luminosos. LA DMT logra estados místicos espontáneos, al nacer, en estado de reposo y al desencarnar activando la clarividencia. Para algunos la energía pránica o de la vida circula dentro de la glándula Pineal y es una antena receptora que incluso puede llevarnos al pasado y al futuro.
Y mucho más. . .
La glandula pineal (tercer ojo sexto chakra) 
Éste es el chakra del dominio, dónde se alcanza la integración de la personalidad, es aqui donde se desarrolla el sentido de la intuición y donde se conecta uno con una dirección divina. Se le llama tercer ojo porque este chakra ve más que los dos ojos.
La pineal es considerada por las filosofías orientales como un verdadero dispositivo natural dentro del cuerpo que es capaz de conectar nuestra mente y cuerpo con el universo.
Se encuentra justo en medio del cerebro, situada en la parte posterior de este órgano, a la altura del entrecejo, mide apenas cinco milímetros de diámetro, esta rodeada por una fina arenilla y conformada por un pequeño tejido rojo-gris.
Su nombre de alguna forma esta asociado a la palabra piña por su gran parecido con esta fruta. El centro de la Glándula Pineal contiene agua, y es curioso notar como es en esta parte del cuerpo donde existe la mayor concentración de fluoruro que en cualquier otra parte del cuerpo (mas de 300ppm). El agua que contiene la glándula pineal se calcifica con el paso del tiempo.
La pineal es una glándula con funciones biológicas muy interesantes, esta íntimamente relacionada con los órganos sexuales pues secreta ciertas hormonas que regulan el progreso, evolución y desarrollo de dichos órganos. Una vez que se ha logrado el total desarrollo y maduración de estos órganos, la glándula pineal degenera en un tejido fibroso incapaz de secretar hormonas.
Esta glándula también es la encargada de secretar melatonina cuando no hay luz, la cual es una hormona que puede influir cuando te da sueño por las noches o te despiertas por la mañana (esta relacionada con los ciclos de vigilia y sueño).
La melatonina es, además, una hormona antioxidante, aunque en cantidades excesivas en el cuerpo puede resultar cancerígena.
Además, por medio de un ganglio, la pineal esta unida a la retina, tan pronto como la luz penetra por los transparentes párpados, o cuando la luz llega a la retina, se produce seratonina, cuando no la hay, como se explica anteriormente, produce melatonina. Es por eso que se considera esta glándula como parte del sentido dela vista, convirtiendo la información lumínica en secreción hormonal. Aumenta, por otro lado, la síntesis proteica cerebral, como también aumenta la producción y liberación de dopamina . Como consecuencia, se puede esperar un aumento de hormona de crecimiento y disminución de TSH y prolactina (PRL).
Funciones biológicas de la Glándula Pineal
• Controla el inicio de la pubertad.
• Es un interruptor que sirve para modular la intensidad de funcionamiento de todos los centros neuroendocrinos hipotalámicos
• Armoniza el sistema vegetativo con el medio ambiente a través de la vista, y quizá también del resto de los sentidos.
• Relacionada con los ritmos de vigilia y sueño. Induce al sueño.
• Es probable que regule los ritmos circadianos.
• Previene una calificación prematura en la infancia, al evitar las síntesis esteroideas, favoreciendo el crecimiento óseo indirecta y directamente a través de la DA y GH.
Flujo de pensamiento y Glándula Pineal
Desde hace más de 2000 años que se conoce la existencia de la epífisis o pineal. Galeno en el siglo II, escribió la fascinación de los griegos ante esta glándula, concluyendo que la pineal tenía la función de válvula reguladora del flujo del pensamiento. Descartes, 15 siglos después, expresó que las sensaciones percibidas por los ojos son captadas por la pineal y de ahí parten hacia los músculos para producir respuestas adecuadas, un conocimiento que actualmente es aceptado.
Perspectiva filosófica y esotérica de la Glándula Pineal
La pineal también se conoce como el asiento del alma, así la llamó René Descartes, quien propuso que la pineal era una especie de puerta que conectaba el cuerpo con el alma. En el oriente se afirma que es un tercer ojo atrofiado. En la India, los Yoguis aseguran que la glándula pineal es la ventana de Brahama, el ojo de diamante, es donde se halla la conexión al loto de los mil pétalos situado en el séptimo chacra.
En el oriente, existen prácticas especiales para activar, hacer florecer o dar apertura a esta importante glándula. Los monjes tibetanos la asocian con el centro de la clarividencia y de la intuición, de la inteligencia y creatividad suprema, cualidades extraordinarias con las cuales el ser humano ha roto conexión provocando que se hayan ido atrofiando con el tiempo.
Este sexto sello esta protegido por el tálamo que es, se puede decir, una sección de interruptores y switches. Existen prácticas y ejercicios orientales para activar la glándula pineal y poder tener acceso al poder supremo que esta glándula guarda.
Cuando la pineal comienza a entrar en apertura, o florece, los interruptores (o el talamo) “se encienden” y permiten que la mente subconciente fluya al lóbulo frontal o a la mente consciente. Cuando esto sucede, se puede decir que la persona es un “iluminado“.
La pineal es considerada por las filosofías orientales como un verdadero dispositivo natural dentro del cuerpo que es capaz de conectar nuestra mente y cuerpo con el universo, esta asociada con el séptimo chakra (chakra de la coronilla o de los mil pétalos), su apertura concede el acceso a una sabiduría infinita, es la puerta a la que los genios acceden, el portal que los místicos y esotéricos conocen como el acceso a la iluminación total, la pineal es la puerta que permite conocer lo desconocido, acceder a otras vidas, y experimentar realidades inimaginadas.

CÓMO DESINTOXICAR LA GLÁNDULA PINEAL
Independientemente de que sobrenombre elijamos para ella, o de si creamos o no en algunos postulados semi-científicos, lo cierto es que la glándula pineal posee un apasionante, y hasta cierto punto enigmático, papel dentro de nuestra fisiología. En este sentido, a pesar de no poder dimensionar plenamente su importancia, resulta obvia la pertinencia de cuidarla.
Investigadores advierten un proceso de endurecimiento, por calcificación, de esta glándula. Factores como la edad y la exposición a sustancias tóxicas, así como los efectos de ciertos estados psicológicos, por ejemplo el estrés, al parecer van neutralizando las funciones de esta glándula. Múltiples hábitos del estilo de vida contemporáneo presumiblemente atentan contra su funcionamiento, entre ellos: el consumo de alcohol, tabaco, cafeína, azúcar refinado, mercurio y el flúor, infaltable ingrediente en pastas dentales o otros productos dentríficos.
Si por razones intuitivas, paranoicas o científicas, sientes el llamado a purificar este híper-sacro micro-organo, aparentemente los siguientes alimentos pueden acelerar la desintoxicación de tu glándula pineal, de acuerdo al sitio Decalcify Pineal Gland:
 Chocolate puro / Ácido cítrico / Aceite de orégano y extracto de Neem / Iodino / Vinagre de manzana puro / Ajo / Tamarindo / Agua destilada / Vitaminas K1 y K2 / Boro / MSM (Metilsulfonilmetano)
Mientras que el sitio de alter-nutrición, Food for Conciousness, recomienda brebajes como el “té feliz”, compuesto por hierba de San Juan y Pasiflora. Advierto que, tal como indican los disclaimers de ambos sitios, estás no son recomendaciones médicas. En cambio, exponerte a diario unos minutos directo a la luz del sol si ha sido científicamente probado que estimula el funcionamiento de la glándula pineal como bio-regulador. También existen diversas meditaciones y ejercicios respiratorios que supuestamente sirven para limpiar y activar este órgano, pero como suele suceder con estos temas, las fuentes son poco ortodoxas, lo cual tampoco se traduce en que deban desestimarse. Supongo que aquí es donde debe de activarse nuestro discernimiento. 

Fraternalmente,

Jorge Sánchez 

Con escasos 5-8 milímetros de tamaño, la glándula pineal es un misterioso epicentro de la anatomía humana. Ubicada entre los hemisferios cerebrales, junto al tercer ventrículo (digamos que un par de centímetros arriba de tu entrecejo, y a la mitad del camino entre tu frente y tu nuca), se encarga de liberar, entre otras funciones, la hormona conocida como melatonina. Además, tiene propiedades ‘foto-sensibles’ –utiliza la luz solar para inducir variaciones anímicas–, por lo que es fundamental en la regulación de nuestros biorritmos.
Aparentemente existen alusiones milenarias a este diminuto órgano. Algunos afirman que se trata del ‘tercer ojo’ o la “ventana de Brahma”, referidas constantemente en el hinduismo, o el “ojo de Horus” entre los antiguos egipcios. También podría estar presente en diferentes pasajes bíblicos, por ejemplo en: “Así que Jacobo llamó aquel lugar Peniel, y dijo ‘es porque pude ver a Dios, cara a cara” (Génesis 30:32). En el siglo XVII, Descartes le asignó el sobrenombre del “asiento del alma” y según este dualista, la glándula pineal representaba el punto de unión entre el cuerpo y la mente.
La glándula pineal produce un compuesto llamado DMT Dimity triptamina, el alucinógeno más potente conocido hasta ahora. El DMT es responsable de la visualización de imágenes en estado de sueño, es tan potente que puede llevar la consciencia del hombre a través de viajes en el tiempo y las dimensiones. En el estado inmediato antes de la muerte, se produce gran cantidad de DMT, por eso se le atribuye la capacidad de ingresar la consciencia en dimensiones superiores observando seres desencarnados y ángeles luminosos. LA DMT logra estados místicos espontáneos, al nacer, en estado de reposo y al desencarnar activando la clarividencia. Para algunos la energía pránica o de la vida circula dentro de la glándula Pineal y es una antena receptora que incluso puede llevarnos al pasado y al futuro.
Y mucho más. . .
La glándula pineal (tercer ojo sexto chakra) 
Éste es el chakra del dominio, dónde se alcanza la integración de la personalidad, es aqui donde se desarrolla el sentido de la intuición y donde se conecta uno con una dirección divina. Se le llama tercer ojo porque este chakra ve más que los dos ojos.
La pineal es considerada por las filosofías orientales como un verdadero dispositivo natural dentro del cuerpo que es capaz de conectar nuestra mente y cuerpo con el universo.
Se encuentra justo en medio del cerebro, situada en la parte posterior de este órgano, a la altura del entrecejo, mide apenas cinco milímetros de diámetro, esta rodeada por una fina arenilla y conformada por un pequeño tejido rojo-gris.
Su nombre de alguna forma esta asociado a la palabra piña por su gran parecido con esta fruta. El centro de la Glándula Pineal contiene agua, y es curioso notar como es en esta parte del cuerpo donde existe la mayor concentración de fluoruro que en cualquier otra parte del cuerpo (mas de 300ppm). El agua que contiene la glándula pineal se calcifica con el paso del tiempo.
La pineal es una glándula con funciones biológicas muy interesantes, esta íntimamente relacionada con los órganos sexuales pues secreta ciertas hormonas que regulan el progreso, evolución y desarrollo de dichos órganos. Una vez que se ha logrado el total desarrollo y maduración de estos órganos, la glándula pineal degenera en un tejido fibroso incapaz de secretar hormonas.
Esta glándula también es la encargada de secretar melatonina cuando no hay luz, la cual es una hormona que puede influir cuando te da sueño por las noches o te despiertas por la mañana (esta relacionada con los ciclos de vigilia y sueño).
La melatonina es, además, una hormona antioxidante, aunque en cantidades excesivas en el cuerpo puede resultar cancerígena.
Además, por medio de un ganglio, la pineal esta unida a la retina, tan pronto como la luz penetra por los transparentes párpados, o cuando la luz llega a la retina, se produce seratonina, cuando no la hay, como se explica anteriormente, produce melatonina. Es por eso que se considera esta glándula como parte del sentido dela vista, convirtiendo la información lumínica en secreción hormonal. Aumenta, por otro lado, la síntesis proteica cerebral, como también aumenta la producción y liberación de dopamina . Como consecuencia, se puede esperar un aumento de hormona de crecimiento y disminución de TSH y prolactina (PRL).
Funciones biológicas de la Glándula Pineal
• Controla el inicio de la pubertad.
• Es un interruptor que sirve para modular la intensidad de funcionamiento de todos los centros neuroendocrinos hipotalámicos
• Armoniza el sistema vegetativo con el medio ambiente a través de la vista, y quizá también del resto de los sentidos.
• Relacionada con los ritmos de vigilia y sueño. Induce al sueño.
• Es probable que regule los ritmos circadianos.
• Previene una calificación prematura en la infancia, al evitar las síntesis esteroideas, favoreciendo el crecimiento óseo indirecta y directamente a través de la DA y GH.
Flujo de pensamiento y Glándula Pineal
Desde hace más de 2000 años que se conoce la existencia de la epífisis o pineal. Galeno en el siglo II, escribió la fascinación de los griegos ante esta glándula, concluyendo que la pineal tenía la función de válvula reguladora del flujo del pensamiento. Descartes, 15 siglos después, expresó que las sensaciones percibidas por los ojos son captadas por la pineal y de ahí parten hacia los músculos para producir respuestas adecuadas, un conocimiento que actualmente es aceptado.
Perspectiva filosófica y esotérica de la Glándula Pineal
La pineal también se conoce como el asiento del alma, así la llamó René Descartes, quien propuso que la pineal era una especie de puerta que conectaba el cuerpo con el alma. En el oriente se afirma que es un tercer ojo atrofiado. En la India, los Yoguis aseguran que la glándula pineal es la ventana de Brahama, el ojo de diamante, es donde se halla la conexión al loto de los mil pétalos situado en el séptimo chacra.
En el oriente, existen prácticas especiales para activar, hacer florecer o dar apertura a esta importante glándula. Los monjes tibetanos la asocian con el centro de la clarividencia y de la intuición, de la inteligencia y creatividad suprema, cualidades extraordinarias con las cuales el ser humano ha roto conexión provocando que se hayan ido atrofiando con el tiempo.
Este sexto sello esta protegido por el tálamo que es, se puede decir, una sección de interruptores y switches. Existen prácticas y ejercicios orientales para activar la glándula pineal y poder tener acceso al poder supremo que esta glándula guarda.
Cuando la pineal comienza a entrar en apertura, o florece, los interruptores (o el talamo) “se encienden” y permiten que la mente subconciente fluya al lóbulo frontal o a la mente consciente. Cuando esto sucede, se puede decir que la persona es un “iluminado“.
La pineal es considerada por las filosofías orientales como un verdadero dispositivo natural dentro del cuerpo que es capaz de conectar nuestra mente y cuerpo con el universo, esta asociada con el séptimo chakra (chakra de la coronilla o de los mil pétalos), su apertura concede el acceso a una sabiduría infinita, es la puerta a la que los genios acceden, el portal que los místicos y esotéricos conocen como el acceso a la iluminación total, la pineal es la puerta que permite conocer lo desconocido, acceder a otras vidas, y experimentar realidades inimaginadas.

CÓMO DESINTOXICAR LA GLÁNDULA PINEAL
Independientemente de que sobrenombre elijamos para ella, o de si creamos o no en algunos postulados semi-científicos, lo cierto es que la glándula pineal posee un apasionante, y hasta cierto punto enigmático, papel dentro de nuestra fisiología. En este sentido, a pesar de no poder dimensionar plenamente su importancia, resulta obvia la pertinencia de cuidarla.
Investigadores advierten un proceso de endurecimiento, por calcificación, de esta glándula. Factores como la edad y la exposición a sustancias tóxicas, así como los efectos de ciertos estados psicológicos, por ejemplo el estrés, al parecer van neutralizando las funciones de esta glándula. Múltiples hábitos del estilo de vida contemporáneo presumiblemente atentan contra su funcionamiento, entre ellos: el consumo de alcohol, tabaco, cafeína, azúcar refinado, mercurio y el flúor, infaltable ingrediente en pastas dentales o otros productos dentríficos.
Si por razones intuitivas, paranoicas o científicas, sientes el llamado a purificar este híper-sacro micro-organo, aparentemente los siguientes alimentos pueden acelerar la desintoxicación de tu glándula pineal, de acuerdo al sitio Decalcify Pineal Gland:
Chocolate puro / Ácido cítrico / Aceite de orégano y extracto de Neem / Iodino / Vinagre de manzana puro / Ajo / Tamarindo / Agua destilada / Vitaminas K1 y K2 / Boro / MSM (Metilsulfonilmetano)
Mientras que el sitio de alter-nutrición, Food for Conciousness, recomienda brebajes como el “té feliz”, compuesto por hierba de San Juan y Pasiflora. Advierto que, tal como indican los disclaimers de ambos sitios, estás no son recomendaciones médicas. En cambio, exponerte a diario unos minutos directo a la luz del sol si ha sido científicamente probado que estimula el funcionamiento de la glándula pineal como bio-regulador. También existen diversas meditaciones y ejercicios respiratorios que supuestamente sirven para limpiar y activar este órgano, pero como suele suceder con estos temas, las fuentes son poco ortodoxas, lo cual tampoco se traduce en que deban desestimarse. Supongo que aquí es donde debe de activarse nuestro discernimiento. 

Anexo este importante y esclarecedor video...

 El misterio de la glándula Pineal

Fraternalmente,

Jorge Sánchez 
En nuestra biología existen numerosos órganos y glándulas misteriosas, quizás la más peculiar sea la Glándula Pineal, que segrega una sustancia que nos sincroniza con el universo, La glándula Pineal fue conocida en las más remotas culturas y se dice que es la puerta de salida de la Matrix y acceso al Brahman o Universo Real.
Su constante repetición en la iconografía sumeria, egipcia e incluso en las más alejadas culturas orientales nos indica el valor que ese órgano tiene dentro de la llamada espiritualidad humana, incluso las referencias graficas que aparecen en el misterioso manuscrito Voynich nos llevan a pensar que su importancia es fundamental en el desarrollo de los seres superiores.
En el siguiente vídeo, invitamos a Vicente Fuentes con quien hablaremos de tan interesante epífisis y sus misteriosas funciones.



                                                                                                                                                                                


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada