nocopias

sábado, 22 de noviembre de 2014

EL VIAJE ASTRAL


Lo que muchos de ustedes están experimentando se llama: Viaje Astral – respondió la hermana Interana - Todos los seres de este planeta pueden realizarlo, pero muchos no lo efectúan porque sus energías-pensamientos no vibran adecuadamente. Veamos que significa: Cuando el cerebro descansa, la consciencia no tiene el conocimiento de que están durmiendo, el Viaje Astral se le llama también “Sueño Lúcido” quiere decir que están durmiendo materialmente, pero la mente mantiene la consciencia de saberlo, porque conserva la lucidez de ello.

VIAJE ASTRAL


Los proyectores se encuentran a sí mismos en un dominio real, si la proyección es con consciencia, u onírico, análogo a los "otros mundos" experimentados por gentes tradicionales, que no tienen paralelo en algún ambiente físico o realidad de consenso, descrito por los seguidores de la Nueva Era y los ocultistas como el plano astral, relacionado a su vez con el sueño lúcido. Una proyección inconsciente es el lanzamiento del cuerpo etéreo, fuera del cuerpo-material una vez que se duerme, el alcanzar la consciencia en la proyección depende de diversos factores. A veces está relacionado con el estrés, experiencias, o muertes de personas cercanas.

Los escenarios aquí pueden variar desde poblados a deshabitados, artificiales a naturales o ambientes completamente abstractos y desde hermosos hasta aterradores. En el plano astral, las leyes normales de física regularmente no se aplican y los humanos pueden, por ejemplo, flotar o volar, además de atravesar objetos. La calidad de los detalles físicos es brillante, vívida y fascinante, como ha sido detallada por muchos seres. Los viajeros pueden transportarse de un lugar a otro. Los que se proyectan (en estados mentales muy avanzados) pueden encontrar acceso a visiones del pasado o del futuro y para los Registros Akásicos, accesibles desde aquí. 

Muchos viajeros han teorizado que la gente tiene sueños en los que realmente viajan a los dominios astrales sin darse cuenta, estos podrían ser viajes astrales ligeramente conscientes, en los que queda un recuerdo pequeño del viaje, que el desconocedor del viaje astral puede tomar como parte de su sueño. Los soñadores ven escenarios oníricos en el plano astral, inconscientes de un ambiente no físico más extenso y variado que les está rodeando. (Diccionario Esotérico)

Primeramente si ya tuvieron esta experiencia, - continuó la hermana Interana - indudablemente ella se repetirá, entonces deberán hacer algunos ejercicios mentales para que pierdan el miedo o el temor a lo que no conocen, pero debemos decirles – la hermana hizo una pausa y continuó - que lo que para ustedes es desconocido, no es más que la Realidad y el Mundo de los Pensamientos. Si saben que sus pensamientos son positivos, efectivos, claros, ciertos, llenos de Amor – No deben temer - porque es ahí que harán el viaje y es ahí que se encontrarán con experiencias o quizás entidades elevadas que querrán ayudar, transmitir o enseñar algo. Es a través de los símbolos que experimentarán esta vivencia astral.

Cada noche que van a dormir dijo el hermano Interano - respiren profundo siete veces, imaginen el color índigo y entren en él como si fuera un capullo. Recomiéndense al universo, a los espíritus del Conocimiento, Entendimiento y Amor de las altas esferas de LUZ para que los protejan. Envuélvanse en siete aros de luz blanca brillante y duerman en paz. Verán que si esta experiencia se repite, estarán preparados psíquicamente y espiritualmente para hacer un viaje maravilloso, porque al pedirle ayuda a las entidades universales de Luz, ellos serán sus guías, los ayudarán a salir armoniosamente del cuerpo material y los  devolverán de la misma manera.

En ese viaje de Luz y Amor, ellos les mostrarán las bellezas del universo, del cual todos ustedes pertenecen. El Viaje Astral es regresar y recordar los orígenes. Lo que estamos explicando – dijo el hermano Interano – pertenece a la realidad de los sueños y estos generalmente representan alguna etapa de la vida, la cual se expresa hablándoles a través de los símbolos, cuyo idioma hay que entender, porque les está indicando el estado anímico en que estaban cuando hicieron el Viaje Astral. Muchas veces pueden ser recuerdos de un pasado que aflora y que se quedó archivado en el subconsciente.

El Viaje astral es la experiencia fuera del cuerpo en la cual el ser, abandona su cuerpo material al igual que en una proyección y se desdobla encontrándose en el mismo tiempo en el mismo espacio que su cuerpo físico. A través de este desdoblamiento el ser tienen la posibilidad de visitar lugares o ver cosas posteriormente verificables. En este tipo de experiencias el ser vive y observa lo etérico de su vivencia, sean de objetos o personas, los cuales tienden a confundirlo, se debe a su falta de experiencia en la salida y proyección. Otra parte importante de este viaje astral es que lo que realmente se va a expresar es la realidad subconsciente, por este motivo decimos que es un sueño que se manifiesta en forma visual – continuó el hermano Elohim - de manera que si la conciencia de la persona no es lo suficientemente clara, puede manifestar un subconsciente aterrador o puede perderse transformando esta experiencia en un sueño común de la vida del día a día.

Deben entender  - continuó el hermano Elohim - que ustedes están formados por tres cuerpos: Material (físico) Psíquico (alma) y Mental (espíritu). Como son trilogía, los sueños también pueden tener un significado material, psicológico y espiritual. A veces los sueños son deseos materiales, cuyos deseos se expresan por anhelos íntimos que existen en el alma, de escapar de una realidad material que no les agrada, que les hace sentir inconformados, atrapados e infelices. Los Viajes Astrales, no siempre significan lo mismo – continuó la hermana Interana - a veces son escapes, pero otras veces son realmente viajes al mundo antimateria, dónde las almas experimentan los goces del espíritu. Pero otras veces los hombres escapan a través de otras formas dañinas y complejas. Estos seres huyen de sus problemas, responsabilidades y más, a través de realidades que en vez de ayudarlos empeora más su situación como: el alcohol, las drogas, medicinas psicológicas, una vida disipada etc. que al final los conduce muchas veces a un camino sin retorno… 

Texto: EL SER UNO V – Los Interanos – La Ciudad de Cristal.

Re-publicado por “Isis Alada”





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada