nocopias

viernes, 25 de diciembre de 2015

Luna Llena de Navidad : la Energía Lunar y el Simbolismo del Árbol


Luna Llena de Navidad : la Energía Lunar y el Simbolismo del Árbol

Luna Llena de Navidad : la Energía Lunar y el Simbolismo del Árbol

Esta Navidad es de Luna Llena. Mañana 25 de Diciembre se formará el Plenilunio, con el Sol en Capricornio y la Luna Llena en Cáncer, momento de mayor intensidad energética del mes. Esta Luna Llena se forma sincrónicamente con la celebración tradicional de la Navidad, y nos invita a integrar nuestras necesidades emocionales y afectivas a la Conciencia, creando así seguridad para andar en verdad. La Luna Llena de Navidad nos trae a la Conciencia, además, la sabiduría de la tradición y el simbolismo de la integración de nuestro Ser a través de la figura del Árbol.
El Plenilunio es el momento de mayor intensidad de cada Lunación, ciclo que comienza con cada Luna Nueva. Cuando la Lunación avanza, la Luna crece hasta que se puede ver llena, como veremos esta Nochebuena y Navidad. La Luna Llena es el momento del ciclo en que se produce la mayor tensión entre la relación de la Luna, el Sol y nuestro Planeta Tierra, porque se posiciona en exacta oposición.
Así, durante el Plenilunio, el Sol ilumina plenamente a la Luna, y en nuestro Planeta se agitan las aguas, y todo lo relacionado al mundo sensible, emocional, perceptivo. Se intensifican las mareas, los nacimientos, la siembra; y en nosotros los seres humanos se experimenta un revuelo emocional que abre la posibilidad a hacer consciente (el Sol) lo que está en el inconsciente (la Luna), e iluminar plenamente la sombra para integrarla a nuestro centro.
Junto a este evento cósmico, celebramos en Occidente la tradicional Navidad, que siempre intensifica también las emociones presentes. La Navidad está simbolizada, principalmente, por la figura del Árbol, uno de los símbolos esenciales de la tradición.
Plenilunio: el Sol en Capricornio y la Luna Llena en Cáncer
El Sol está en Capricornio y, en exacta oposición, la Luna Llena en Cáncer. Durante el tránsito del Sol en Capricornio, el centro de nuestro Universo irradia una energía muy potente para crear Conciencia de aquello que hoy queremos materializar, es decir, dar forma concreta a lo que  deseamos realmente construir para la estructura de nuestro Ser. Capricornio nos muestra también el “deber ser”, aquello que para nosotros es autoridad en nuestra vida, y nos exige esfuerzo. Por eso, éste mes es el de planteo de logros, objetivos, nuevas metas que simbolizan la ambición del crecimiento sólido y exigente.
Así, en tiempos de víspera del Año Nuevo, el poder de voluntad, el esfuerzo y el planteo consciente de crecimiento nos brinda un nuevo potencial a la estructura que somos y creamos para nuestra vida. La capacidad de dar vida a nuevas bases que reflejen nuestra esencia vital, es lo que vibramos más fuerte en este tiempo. Y la Luna Llena que se forma mañana 25 de Diciembre nos hará, precisamente, trabajar en la comprensión de todas esas necesidades que brotan desde lo profundo.
Cáncer es el signo regente de la Luna. Por eso, siempre que la Luna está en su signo, está bien cómoda para permitir la conexión con nuestra emocionalidad, el lado sensible, con nuestros anhelos del alma, y lo que debemos aprender y activar para sentirnos cuidados y protegidos por nosotros mismos.
De esta manera, la oportunidad central de esta Luna Llena en Cáncer es ordenar nuestros sentimientos y estructurarnos en base a esas emociones verdaderas, que son las bases que nos contienen. Trabajo, hogar, familia, pareja, vínculos, son todas estructuras que modelan nuestra vida.  Hoy es momento para nutrir el alma y percibir aquello que necesitamos emocionalmente para avanzar con seguridad hacia la materialización de los nuevos propósitos que están emergiendo como objetivos a conseguir. Es importante, entonces, permitirnos la intimidad, vulnerabilidad, la sensibilidad, el miedo, la tristeza, el dolor, también la alegría y todo sentimiento que auténticamente brote hoy como parte del proceso. Dejate guiar por el Corazón.
Esta Luna Llena de Navidad nos agitará doblemente para percibir, aceptar, comprender aquellos sentimientos que se mueven en nuestro interior y que merecen revelarse como Verdad, para crear seguridad en base a esas verdades y avanzar en coherencia hacia la materialización de nuestros objetivos actuales.
La Simbología del Árbol y la Navidad
El árbol es uno de los símbolos esenciales de la tradición, y de la naturaleza misma. Prácticamente todas las culturas antiguas de nuestro Planeta Tierra rendían al árbol homenajes y veneraciones variadas. Y actualmente casi todas las naciones eligen un árbol que los representa. A su vez, asociaciones entre árboles y dioses son muy frecuente en la mitología.
El árbol representa, en el sentido más amplio, la vida del cosmos, su densidad, crecimiento, proliferación, generación y regeneración. Como vida inagotable, el árbol simboliza una “vida sin muerte”, un punto de conexión entre el cielo y la tierra en la que convergen los reinos superiores e inferiores. Según Mircea Eliade, el árbol es el centro del mundo, el Axis Mundi. El árbol, símbolo de este “eje del mundo”, comunica los reinos inferiores para que puedan ascender a los superiores y las bendiciones de estos reinos superiores puedan descender a los inferiores y diseminarse por todos ellos. El árbol es ombligo y punto de partida del mundo.
El símbolo puede encontrarse en culturas chamánicas o basadas en creencias animistas, en las principales religiones del mundo y en civilizaciones urbanas tecnológicamente avanzadas. En palabras de Mircea Eliade“todo microcosmos, toda región inhabitada, tiene un centro; esto es, un lugar que es sagrado por encima de todo”.
Según Carl Gustav Jung, el árbol es un símbolo del proceso de individuación y de la integración en el Sí Mismo, centro y totalidad de la psique. Representa la evolución de las fases del proceso de transformación y sus frutos y flores significan la coronación de la obra. “El árbol, columna del universo, produce su encantamiento tocando en lo más profundo de nuestro inconsciente, y una estrella en la punta intenta guiarnos en la oscuridad de la ignorancia. Hacer consciente este profundo simbolismo arquetípico y el sentido de las tradiciones, puede ayudarnos a rescatar el carácter sagrado del símbolo en la navidad y su importante significado psicológico”.
De esta forma, el árbol, que simboliza a la celebración tradicional de la Navidad, contiene un importante significado de integración personal, de completud, y de crecimiento. En este sentido, el árbol de navidad simboliza el proceso evolutivo de todo crecimiento, sea de una idea, vocación, voluntad, etc. Y su estrella en la punta simboliza la figura del guía interno y externo, la confianza en la Providencia, y en la sabiduría del Universo.
Por todo lo expuesto, te invito a que en esta Nochebuena y Navidad puedas conectar conscientemente con tu proceso evolutivo, centrarte en tu Ser para dar lugar a una nueva integración de tu energía emocional, inconsciente, que necesita nueva luz, una nueva Verdad que de lugar a la fuerza de voluntad para caminar evolutivamente, con ambición de crecimiento, esfuerzo y constancia. Es tiempo de abrazarte, protegerte, darte lo que mereces, y así poder verdaderamente abrazar y dar afecto a los demás.
Feliz Nochebuena! Feliz Navidad!
http://www.elcielolatierrayyo.com/luna-llena-de-navidad-la-energia-lunar-y-el-simbolismo-del-arbol/
 El Cielo, la Tierra y Yo - Frase Carl Jung



                                                                                                         


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada