nocopias

martes, 22 de marzo de 2016

Arcángel Zadkiel , La Quietud Interna, Linda Robinson-02-03-2016



Arcángel Zadkiel , La Quietud Interna, 

Saludos amados. Éste es el Arcángel Zadkiel junto con la sagrada Lady Amatista. Se nos une un grupo del Reino Angélico de Luz y los Hathors. Hoy queremos discutir la quietud interna.

Se les presentan muchas oportunidades para avanzar en su camino de ascensión.
Cada onda de energía entrante trae nuevas posibilidades para explorar caminos y formas por servir.
A veces, estas ondas de energía y posibilidades puede que parezca que vienen rápido.
Puede que sientan que no tienen tiempo de procesar una onda de energía antes de que la siguiente llegue.
Cuando esto ocurre, puede que deseen considerar volverse a la quietud interna para considerar sus opciones.
Muchos de los sabios y maestros a menudo iban a un retiro para considerar sus opciones o cuando se enfrentaban a una larga tarea por realizar.
Se alejaban de las masas e iban en silencio a conversar con el Creador y sus guías y maestros en los Reinos Superiores.
Durante este tiempo, recibían guía y enfocaban su energía y su intención en la tarea por venir.
En la sociedad de hoy, ir a un retiro puede que no sea posible para todos.
En su lugar, pueden considerar una caminata en el parque, caminar a lo largo de la playa o tomarse un tiempo en su lugar favorito silencioso.
Unos minutos en un lugar pacifico puede ayudar a aclarar su mente y tener nuevos discernimientos.
Otra forma de sintonizarse con la quietud interna es desarrollar una rutina diaria de un tiempo en silencio.
Puede que sientan que no tienen tiempo para hacer esta práctica.
Sin embargo, al empezar esta rutina, puede que encuentren que están ganando un tiempo adicional a través de la claridad y el discernimiento que viene con esta práctica.
Empezando con solo unos minutos una vez o dos al día puede producir grandes resultados. Pueden usar cualquier técnica que resuene con ustedes.
Pueden enfocarse en su respiración, repetir un mantra o visualizar un Ser sagrado.
Lo importante es seleccionar algo en lo que anhelan enfocarse.
Cuando son capaces de sentarse en su sillón favorito o en su lugar favorito, su energía comenzará a crecer y los ayudará a ganar más paz cuando están ahí.
Cuando su atención recae gentilmente en su punto seleccionado de enfoque, una quietud empieza a desarrollarse
. Esta quietud tiene su propia energía silenciosa. Su cuerpo, mente y espíritu empiezan a relajarse y están en paz.
Al continuar esta quietud, puede que empiecen a notar una pausa o un espacio entre sus pensamientos.
Esta pausa o espacio permite el discernimiento y la comunicación con sus guías y maestros.
Al ir más profundamente en su quietud interna, puede que empiecen a sentirse transportados a otro plano de energía. Aquí es donde se mueven al espacio entre espacios.
Es el punto donde se dan cuenta que son mucho más que su ser individual y más que su mente y cuerpo.
Empiezan a estar conscientes de que son parte de algo mucho más grandioso que ustedes mismos. Están conscientes de la unidad de toda la creación.
Cuando esto ocurre, ganan claridad y pueden ver cosas desde un punto de vista más amplio.
Cada decisión que estén considerando sobre su camino es vista desde una perspectiva mucho más amplia.
Se hacen conscientes de cómo sus pensamientos y acciones afectan al gran colectivo.
Sienten la unidad y los dirige a un deseo del mayor bien para todos.
Se mueven hacia un punto mayor de quietud y paz. Puede que sientan que esto es lo que han estado buscando por largo tiempo.
Cuando esto ocurre, saben que pueden regresar a este punto cuando lo deseen.
Entre más se metan en la quietud interna, más fuerte se vuelve.
Son capaces de pasar por sus actividades diarias con facilidad y gracia.
Un estado de quietud interna se vuelve su patrón por defecto, como la configuración por defecto de su computadora. Se vuelve su forma normal y natural de ser.
Al pasar por su día, cualquiera que esté a su alrededor se beneficia de su estado de quietud interna y sus vibraciones de paz y quietud se replica en los éteres para el beneficio de todos.
Amados, estamos felices de que se sintonicen en la quietud interna. Estamos ahí con ustedes y les enviamos nuestros susurros de Amor y paz.
Sepan que son enormemente amados.
Somos el Arcángel Zadkiel y la sagrada Lady Amatista, y los envolvemos con Amor. Así sea.
Todos los derechos reservados. Linda M. Robinson.
Traducción: Gustavo T

 Para recibir los mensajes en tu bandeja de correo suscríbete en    http://isialada.blogspot.com.es/         y   http://isisalada2.blogspot.com.es/





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada